Reunificación Familiar en Miami

Ud. está en: Inicio » Reunificación Familiar en Miami

Introducción a la Reunificación Familiar en Miami

Cada año, los Estados Unidos otorga visas a millones de personas. Casi dos tercios de estos inmigrantes están relacionados de una u otra manera a un ciudadano de los Estados Unidos o a un residente permanente legal. Como Abogados de Inmigración, entendemos lo que es estar lejos de las personas que amamos por un período de tiempo determinado, por lo que es nuestro deber ayudarlo y guiarlo a través de todos los procedimientos necesarios para que pueda volver a estar cerca de su familiar.

Este proceso se utiliza para reunir a las familias de los inmigrantes nacidos en el extranjero junto a sus familiares en los Estados Unidos, a través de una variedad de medidas. Algunos de los pasos a seguir se pueden manejar por el peticionario o por los propios beneficiarios.

La presentación de una Petición de Visa USA

Cuando un ciudadano de los Estados Unidos o residente permanente legal decide solicitar a un miembro de la familia nacida en el extranjero, deben dejar saber a la oficina de Ciudadanía e Inmigración que ellos están dispuestos a patrocinar al familiar, además de probar que tal relación familiar existe. El solicitante debe llenar el formulario INS I-130 y proporcionar los documentos justificativos que demuestren que es un ciudadano estadounidense o un residente permanente legal. También se deberá pagar una tasa de presentación correspondiente con el fin de iniciar este proceso. Una vez que el USCIS apruebe la petición y reciba la cuota, el caso puede seguir adelante. En los casos en que el beneficiario sea el hijo o el cónyuge, pueden ser elegibles para vivir legalmente en los Estados Unidos a la espera de la aprobación de USCIS.

¿Qué es el Formulario I-130?

Para el USCIS el Formulario I-130 es un documento esencial utilizado para probar y demostrar que realmente existe una verdadera relación familiar entre el peticionario y el beneficiario. Este formulario puede ser presentado por el peticionario o por el beneficiario, sin embargo existen ciertas restricciones. Por ejemplo, un ciudadano estadounidense puede solicitar a cualquier persona en su familia inmediata, pero los residentes permanentes legales no pueden presentar la petición para ciertos miembros de la familia como es el caso de los hijos casados, padres o hermanos. Los tíos, tías, sobrinos, sobrinas, o cuñados no entran en la familia inmediata y por lo tanto no son elegibles para ser solicitado por un ciudadano estadounidense o un residente legal.

Los familiares de preferencia inmediata

Los ciudadanos estadounidenses y sus familias inmediatas tienen numerosas ventajas en lugar de los familiares inmediatos de los residentes permanentes legales. Los familiares inmediatos no están sujetos a las restricciones de visado mientras que los familiares de preferencia si lo están. Por ejemplo, la pareja o el cónyuge de un ciudadano estadounidense o hijos solteros menores de 21 años son considerados como familiares inmediatos. Los parientes de preferencias, por otro lado se clasifican en 4 formas diferentes y están sometidos a restricciones de visado.

  • Hijos e hijas solteros de ciudadanos norteamericanos
  • Los hijos menores, cónyuges e hijos adultos solteros de residentes permanentes legales
  • Hijos casados de ciudadanos norteamericanos
  • Hermanos de un ciudadano norteamericano

A diferencia de los familiares inmediatos, los familiares de preferencias no están calificados para una tarjeta de residencia de inmediato. La idea detrás de esto es que la ley ha establecido la cantidad de visas que pueden ser desembolsadas y aprobadas anualmente. Esto implica que los familiares de preferencia tienen que esperar un tiempo desconocido antes de ser concedido el visado. El lugar del inmigrante en la lista de espera está asegurada por lo que se llama una fecha de prioridad, que es el día en que el USCIS recibe la petición I-130 y se utiliza como la fecha límite para determinar la disponibilidad de visas.

Aprobación de una solicitud de visa americana

En el orden en que la apelación de visa ha sido aprobada y se convierte en concedida o disponible para el familiar nacido en el extranjero, también deben solicitar la residencia permanente. Esto se hace generalmente solicitando una visa de inmigrante en un consulado de Estados Unidos fuera del territorio de Estados Unidos, por lo general en el país de origen del inmigrante. El centro nacional de visa y el consulado luego se ponen en contacto directamente con el beneficiario y le informa sobre los siguientes pasos que se deben tomar antes de que una entrevista en persona se lleva a cabo. Además de este método, hay un método de aplicación alternativa, llamado un ajuste de estado que se produce dentro de los Estados Unidos. Este método es utilizado por los inmigrantes que ya residen en los EE.UU., a pesar de que sólo a un número asignado, se le otorgará un cambio en su estatus migratorio.


Reunificación familiar para cubanos

¿Los Abogados de Inmigración pueden ayudar en la Reunificación Familiar en Miami?

Los Abogados de Inmigración en Miami son un grupo cuidadosamente seleccionado de abogados de inmigración con un compromiso común de servir mejor a nuestra comunidad y de apoyar el crecimiento y desarrollo de nuestra diversa población. La ley de inmigración puede ser algo muy delicado y difícil de entender, que puede hacer que unir a los miembros de su familia sea una tarea difícil y que tome más tiempo del necesario. Permítanos ayudarle y guiarlos a través de este proceso que consume tiempo, con el fin de reunirlo a usted y a sus seres queridos lo más rápido posible.


Preguntas más frecuentes sobre Reunificación Familiar en Miami

Preguntas más frecuentes sobre Reunificación Familiar en Miami

Cada Solicitante debe someterse a un examen médico antes de la expedición de un visado. El oficial consular le enviará el centro donde debe hacerse el examen, y usted tiene que pagar los derechos de examen, además de las tasas de visado.
Si usted está patrocinando a un familiar extranjero para venir a los Estados Unidos, usted debe estar dispuesto a aceptar la responsabilidad legal sobre el apoyo financiero a este miembro de la familia. Al aceptar esta responsabilidad, usted se convierte en el patrocinador de sus familiares completando y firmando un documento conocido como una declaración jurada de manutención.
Todas las personas mayores de 18 años pueden patrocinar a un familiar inmigrante, siempre y cuando sea un ciudadano estadounidense o un residente permanente legal. El patrocinador también debe tener algún tipo de casa o propiedad en los Estados Unidos. El patrocinador debe demostrar que su hogar tiene más de un 125% del nivel de pobreza de Estados Unidos para un hogar de esa magnitud. Por ejemplo, digamos que su hogar es uno de una familia de 6. Su ingreso familiar debe ser mayor o igual al 125% del nivel de pobreza de los Estados Unidos para una familia de 6, o $ 29,612.00.
Una vez que se solicite un visado, el solicitante debe esperar hasta que el USCIS apruebe la solicitud. Una vez aprobada, el USCIS se comunicará con usted para comunicarle los siguientes pasos y procedimientos que debe seguir antes de una entrevista. Esto significa que no hay ninguna garantía de si o no el USCIS aprobará la solicitud de visa para su familiar.
El proceso comienza cuando un ciudadano de los Estados Unidos o un residente permanente, presenta el Formulario I-130 (Petición para Familiar Extranjero) proporcionado por el USCIS. Este formulario está disponible en la página web de los Servicios de Inmigración y Ciudadanía de los Estados Unidos.
Cuando uno de los peticionarios es un familiar inmediato del inmigrante y todo el proceso de solicitud va bien, presentar una aplicación puede ser la mejor opción. Sin embargo, debido a que las circunstancias cambian de vez en cuando, tener más de un peticionario puede ser de gran utilidad.
No, esto no es posible. Como residente legal permanente, el peticionario no es elegible para solicitar a sus padres ya sea para vivir o trabajar permanentemente en los Estados Unidos.
Uno de los últimos pasos de este proceso es una entrevista con un cónsul. Es importante que el solicitante esté preparado para este importante paso. Se le pedirá responder una serie de preguntas y se le solicitará la documentación requerida. Si todo va bien y se aprueba el caso, se emitirá un sobre cerrado por el Cónsul. Por lo general, el sello en el pasaporte es expedido por la embajada de los Estados Unidos varias semanas después de la entrevista para la visa.