Asalto Criminal en Miami

Ud. está aqui: Home » Asalto Criminal en Miami

Introducción a los Casos de Asalto Criminal en Miami Florida

Las legislaturas estatales y el Congreso definen lo que constituye crí­menes, incluyendo asaltos. Esto significa que lo que constituí­a asalto en un estado puede ser diferente de lo que constituye asalto en otro estado. Si a usted le gustarí­a saber la definición especí­fica de asalto criminal en su estado, usted debe consultar a un bufete de abogados de defensa penal en su área. El asalto puede ocurrir incluso si nadie está realmente dañado fí­sicamente. Más bien, el asalto se produce cuando alguien amenaza de daño a otra persona. Esta amenaza de daño debe ser intencional.

Algunos ejemplos de asalto incluyen el que alguien amenace con un bate de béisbol a otra persona pero no lo golpea, también cuando se agita el puño a alguien sin hacer contacto, y apuntando un arma de fuego, cargada o no, a alguien, mientras que la persona es consciente de que usted le está apuntando con un arma.

Hay algunos actos que pueden causar que alguien se sienta amenazado y no constituyen asalto criminal. Por ejemplo, decirle a alguien que planea causarle daño, en un momento posterior no constituye asalto. Tampoco constituye asalto criminal el apuntar con un arma a alguien que no es consciente de que se le está apuntando con un arma. El asalto agravado es un tipo especí­fico de asalto que se produce cuando alguien comete asalto y en realidad tiene la intención de causar daño corporal grave o tiene éxito en causar daño corporal grave. El asalto con agravantes por lo general se comete con un arma peligrosa.

El significado de Asalto y Agresión

El asalto suele ir acompañada de la agresión. La agresión tiene lugar cuando alguien imprudentemente o intencionalmente causa daño fí­sico a otra persona. Por lo general, si la agresión se ha cometido, el asalto se ha cometido también. Sin embargo, la comisión de asalto no significa necesariamente que la agresión ha sido cometida.

El Asalto como un delito grave o un delito menor

El asalto puede ser clasificado como un delito grave o delito menor dependiendo de la gravedad del crimen y las leyes del estado donde se ha cometido.

Un delito menor es un delito de clasificación reservada a los delitos menores. Estos delitos generalmente implican penas de prisión de menos de un año, multas más bajas, servicio comunitario, o una combinación de cualquiera de estos. Un delito grave es un delito de clasificación reservada a los delitos más graves. Estos por lo general conllevan a penas de prisión de más de un año, multas más elevadas, o una combinación de ambos.

Si el asalto es considerado menor, una persona puede ser acusada de un delito menor. Sin embargo, si el incidente de asalto implica el uso de un arma peligrosa, el asalto es probable que se considere como un delito grave.

La defensa contra el Asalto Criminal en Miami

Hay una serie de defensas disponibles para aquellos que están acusados de asalto criminal para justificar sus acciones. La mejor defensa a utilizar dependerá de las circunstancias especí­ficas del asalto. En general, a una persona se le permite amenazar con hacer daño o usar la fuerza para defenderse uno mismo de otra persona que intenta causar daño fí­sico. En algunas circunstancias, una persona puede incluso amenazar con hacer daño o usar la fuerza para defender su propiedad. Si usted ha sido acusado de asalto, usted va a querer hablar de sus derechos y la estrategia que puede trazar para su caso con un abogado de defensa criminal.

Asalto grave o menor en Miami

Los Abogados en los Casos de Asalto Criminal en Miami Florida

Los abogados que trabajan en casos de asalto criminal cumplen un objetivo importante para muchas personas que sufren daños por la conducta criminal de otra persona en Miami. En Gallardo Law Firm contamos con abogados capacitados que laboran en el estado de la Florida, abogados que lo ayudan si usted o un ser querido ha sido ví­ctima de asalto criminal, no tenga miedo en reclamar por ese daño que le provocó tanto sufrimiento, no solo a usted, sino también a su familia. Es importante trabajar desde el principio con abogados capacitados en casos de asalto criminal puesto que ellos conocen las leyes de la Florida y los pueden guiar a establecer su proceso en el menor tiempo posible, logrando que usted sea compensado justamente por sus pérdidas financieras ya que el recuperarse de una lesión por asalto criminal puede resultar costoso. Los casos de asalto criminal pueden llegar a ser un proceso legal complicado que necesita de ciertas atenciones por parte de los abogados, los cuales le pueden ayudar a disputar con éxito su reclamo.

Gallardo Law Firm y el Delito de Asalto Criminal en Miami

El bufete de abogados Gallardo cuenta con abogados con amplio conocimiento en casos de asalto criminal en Miami Florida. Los abogados penalistas de Gallardo Law Firm ha estado defendiendo los derechos de muchos clientes que nos han escogido para representarlos. Nuestros abogados se encuentran calificados y cuentan con un gran conocimiento en los diferentes tipos de casos de asalto criminal. Los casos de asalto criminal resultan ser para muchas personas un proceso el cual puede llegar a ser doloroso y abrumante, en Gallardo podrá encontrar respuestas a su caso en particular. También tenemos asesoría legal para casos de asalto criminal en lí­nea en nuestro sitio web, que aconseja a sus futuros clientes de sus derechos. Nuestros abogados en Miami tienen todo el conocimiento profesional, ya que son licenciados que obedecen a las leyes del estado y sabrán cómo manejar su situación. Si su problema es que fue ví­ctima de asalto criminal no tenga miedo en encontrar respuestas a todas sus preguntas, reúnase con uno de nuestros abogados, ellos sabrán cómo ayudarlo a enfrentar su caso.


Gallardo Law Firm

Preguntas y Respuestas acerca de los Casos de Asalto Criminal en Miami

Asalto criminal puede ser definido como: La creación intencional de un temor razonable de daño fí­sico inminente. Esta definición parece complicada; pero significa que el acusado pretende crear una aprehensión (percepción) de daño fí­sico que está a punto de suceder inmediatamente. Un ejemplo de esto es cuando apunta el acusado un cuchillo a la ví­ctima de una manera que le hace creer que está a punto de ser cortado. Por lo tanto, el daño tiene que ser un peligro inmediato, no uno que podrí­a suceder a lo lejos en el futuro, en un momento posterior.
Aunque un acusado tiene derecho a un abogado designado por el Estado, a menudo se recomienda que contraten a su propio abogado defensor, ya que esto puede impedir que un número de diferentes tipos de conflictos de intereses se interpongan en el momento de la defensa. Si usted está enfrentando cargos criminales, es posible que desee contratar a un abogado de defensa criminal en su área para obtener ayuda con su caso. Su abogado será capaz de proporcionarle asesoramiento jurídico individualizado, específico para su situación en particular.
Asalto es el crimen violento más comúnmente cometido en los EE.UU. En muchos estados, los asaltos se clasifican como simple o agravado. La definición exacta, sin embargo, depende del estado en el que el presunto delito se lleva a cabo. Un acusado puede ser declarado culpable de asalto con agravantes, aunque la ví­ctima no resultó herida fí­sicamente.
Tradicionalmente, si la ví­ctima ha sido realmente tocada por la persona que comete el delito, entonces se ha producido una agresión. Si la ví­ctima no ha sido tocada, pero si amenazada, entonces el delito es asalto. En muchos estados, la distinción entre el asalto y la agresión ha sido abolida y cualquier tipo de acción puede ser considerada como un asalto.
Las posibles defensas incluyen la defensa propia, la defensa de otra persona y la falta de intención (es decir alegar que fue un accidente). Intoxicación, broma práctica y la venganza son tí­picamente defensas no viables. Cada caso es diferente, por lo que debe hablar de sus opciones con un abogado de defensa criminal con conocimientos y competencia suficientes.
La legítima defensa se afirma a menudo por los acusados de crí­menes violentos como asalto. La legí­tima defensa es una admisión de que el acusado hizo el acto fí­sico asociado con la carga de asalto pero fue justificado por la conducta amenazante o agresiva de la persona presuntamente asaltada. En la mayoría de los casos, las preguntas centrales son:
  • ¿Qué persona fue el agresor (que lo inició)?
  • ¿No fue el acusado razonable en creer que era necesario usar la fuerza para evitar el peligro?
Una condena por asalto podría permanecer en su expediente durante el resto de su vida. Usted puede ser condenado a cumplir un tiempo en prisión, pagar una multa o ambas cosas. Usted puede ser puesto en libertad condicional por un perí­odo de tiempo considerable. Alguna forma de asesoramiento o formación en gestión de la ira podría ser requerida. También puede perder su derecho a poseer un arma de fuego.
Los delitos graves son generalmente punibles con más de un año de prisión. Los delitos menores son generalmente castigados con menos de un año de encarcelamiento, una multa u otra sanción. Algunos delitos pueden ser caracterizados, ya sea como un delito grave o un delito menor, dependiendo de las circunstancias. Tenga en cuenta que la distinción no depende de la sentencia que en realidad se impone, sólo en la pena máxima que es posible.
No. La mayoría de las agresiones sexuales son cometidas sin el uso de un arma. Aún menos están comprometidos con el uso de un arma las agresiones sexuales por parte de un conocido, en lugar de un extraño.
En muchos estados, las leyes penales ya no utilizan el término violación. Este crimen se denomina actualmente asalto sexual, abuso sexual o conducta sexual criminal. El crimen normalmente considerado como violación  la relación sexual o penetración sexual por la fuerza o contra la voluntad de la víctima  está prohibida por las leyes y puede ser acusado como un delito de primer grado (o agravada) conducta sexual criminal o abuso sexual. Las leyes prohí­ben actos y no sólo por los hombres contra las mujeres, sino por personas del mismo sexo que la víctima y de las mujeres contra los hombres. Uno de los cónyuges puede ser acusado de agredir sexualmente a la otra. Los delitos como el contacto físico no deseado, caricias u otros actos indecentes también pueden incluirse en la definición de asalto sexual.
Las definiciones legales de asalto criminal y asalto civil (también llamado asalto simple) no son tan diferentes. Ambos implican la creación de una aprehensión del miedo inminente. La diferencia radica en la forma en que se procesan. Los cargos de asalto criminal son perseguidos por el Estado. Esto significa que se presentan a través de un tribunal penal en vez de un tribunal civil. Los castigos por asalto criminal se administran de acuerdo con estatutos estatales y locales, que por lo general hacen un delito menor de asalto. Normalmente, esto se traducirá en una multa y / o penas de cárcel para un acusado culpable. En comparación, los cargos de asalto civiles son presentados por la víctima. El propósito de una demanda de asalto civil, es reembolsar a la víctima por las pérdidas económicas que han experimentado debido al asalto. Esto usualmente resulta en un pago de daños monetarios pagados por el acusado a la víctima. La indemnización por daños puede cubrir gastos como facturas de hospital, gastos de asesoramiento, etc. En algunos casos, ambos cargos criminales y una demanda civil puede ser presentada por el mismo incidente. Las defensas pueden ser diferentes para los casos penales y civiles